“Make a wish”: Nuestros proyectos

25 enero 2012 at 15:32 14 comentarios

Llevo días en una discusión interna sobre si debo o no plantearme objetivos o proyectos para este año. Por un lado pienso que hacerlo equivale a desconocer el goce que siento -y requiero- ante un fluir natural de la vida, que apunte al presente sin más. Por otro, reconozco que esa proyección es una buena manera de concretar deseos y sueños, y darle un “orden” a la vida y a las prioridades que tengo (para mí y para mi familia, por cierto). Finalmente, ayer encontré un post muy lindo de Victoria -¡ella es siempre tan capaz de simplificar lo que parece tan complejo! ;)- sobre el tema que ha terminado por redimir ambos puntos de vista y darme paz: voy a pensar en proyectos mensuales. Hacerlo, creo, me da ese pedacito de libertad que necesito y no quiero olvidar.

Imagen de Martin Kenny, tomada de Seen Objects, su fotoblog.

Pues bien, quizás mi lista no contenga 12 deseos-proyectos, quizás sean más, quizás sean menos. A lo mejor, incluso, termine enunciando montones de ellos más allá de enero (idea que no le disgusta a la parte de mí que se siente un poco apabullada con eso de que al empezar el año “hay” que planear) o me quede corta con mi capacidad de hacerlos realidad. Pero no importa: quiero soplar la velita o la florecita de mis sueños y dejarlos volar. Así que empiezo.

  • Quiero que la alimentación de mi familia sea saludable, hogareña, orgánica y familiar. Obviamente, si han leído este blog en otras ocasiones, éste no es un deseo nuevo… ni siquiera es algo en lo que no hayamos realizado intentos. Creo firmemente que vamos por muy buen camino (cocinando en casa, usando principalmente productos orgánicos, evitando el consumo de productos procesados, sembrando una huerta -que nos pide cuidados-, haciendo ghee, yogur y kéfir en casa -esto es nuevo y es algo que me encanta; gracias a ello estoy apreciando y buscando la leche cruda, por demás ;)-…), pero también pienso que tiene que ser un deseo consciente y constante. De otro modo, quizás no se hará realidad. Los resultados posibles son, a parte de menús deliciosos y de un montón de tiempo en familia -en el que sueño a Irene participando en los procesos de consecución de ingredientes y preparación de las comidas-, una vida más saludable para todos y una conciencia de respeto y cuidado del entorno que nos rodea. Quizás el impacto parezca poco, pero para nosotros, una familia pequeña, es inmenso.
  • Quiero adentrarme más en la educación en casa, potenciar los aprendizajes de nuestra chiquita (no con tareas o ideas impuestas sino aprovechando las inquietudes que ella misma nos plantea) y darle más ritmo a nuestra rutina. Básicamente porque siento que ella cada vez quiere aprender y entender más y porque los días se nos pasan tan rápido -y a veces con una sensación grande de vacío- que quiero disfrutarlo más (con menos pantalla, menos internet y más parque, más baile y más amigos).
  • Quiero escribir (tengo un libro en mente… que nace, justo, de este blog) regularmente y desarrollar proyectos que se me han quedado en el cajón.
  • Quiero mejorar el presupuesto familiar, con una meta de ahorro viable y sin salir (yo) a trabajar (el sueño de todos, ¿cierto? Jjajaj. Si alguien tiene la fórmula, me encantaría conocerla. ;)).
  • Quiero hacer proyectos en casa: de costura, de cocina... Me gustaría ser más “craft” (Quizás, lo que quiero en realidad, es poder disfrutar más de ese estar en casa, haciendo cosas útiles y hermosas. Mover mis manos sin pensar).
  • Quiero bailar. Este deseo puede parecer extraño y quizás suene muy global (¿un solo mes para hacerlo? Ni pensarlo). Pues bien, es un proyecto que ya está en proceso, sin pretensiones profesionales ni nada que se le parezca: quiero despertar mi cuerpo, reconectarme con mi alma, despertar mi sensualidad, quiero sentirme ágil y saludable, quiero que no me duela la espalda, quiero poder saltar. Ah, y quiero que Irene también baile… aunque, a decir verdad, ella lo quiere mucho más, ¡pero no logro encontrar unas clases de ballet para niños de menos de 4 años! Sigo buscando. Las mías, no de ballet sino de meditación en movimiento a través de la danza, ya están.😉

Hoy paro en este punto y traduzco algunos deseos en proyectos (con la idea de que los buenos hábitos perduren en el tiempo):

  • Mes culinario en casa (para el que me inspiraré, entre otros, en el Real Food Challenge -del año pasado y el que vendrá este año en marzo- de Not Dabbling in Normal y en chefs conscientes y activos como Jamie Oliver) -marzo-.
  • Curso de Lectoescritura y participación en la Escuela libre el línea Aprende con alas -enero-.
  • Participar en el NaNoWriMo -noviembre- (aunque para entonces espero tener ya una rutina de escritura establecida, que incluya al menos un post semanal).

¿Sugerencias? ¿Ideas? Ya sé que esta entrada es más un compromiso personal, pero me encantaría que verbalizarlo abra puertas a otras formas de hacer esos deseos realidad (entre otros tantos que sí elevamos al cielo, pues pueden desbordar nuestra capacidad de obrar).

Entry filed under: En nuestra casita. Tags: .

Rutina = felicidad ¡A bailar!

14 comentarios Add your own

  • 1. María José  |  26 enero 2012 a las 05:55

    Pues todos tus proyectos me parecen ideales. Yo no soy muy de plantearme hacer cosas, más que nada porque sé que luego no las hago y eso me frustra😦
    Pero una de las que yo pondría en una supuesta lista es… ¡aprender fotografía!

    Ya nos contarás cómo marchan todos tus planes, ¿verdad?

    Responder
    • 2. azulitoclaro  |  28 enero 2012 a las 07:17

      Ay, las fotos… Uno de mis deseos podría ser reemplazar mi camarita enfermosa, pero no quiero incluir nada que implique adquisiciones materiales… Me encanta la fotografía y, por profesión, la estudié bastante, pero hace rato que no la practico. Ya le llegará el día.
      Ahora, si a ti te gusta, no lo dudes: si no es un curso (Jackie es una maestra), viendo mucho las fotos de otros (buenas) y tomando, tomando, tomando montones de fotos propias (benditas cámaras digitales). El ojo empieza a depurarse.😉
      -Claro que tus fotitos de los peques son encantadoras-
      Un abrazo,
      A.

      Responder
  • 3. Victoria  |  26 enero 2012 a las 09:39

    Azul. Cuanta alegria!!! No lo dudes ni un momento, si lo que te inquieta es interrumpir el curso natural de la vida: no hay manera de hacerlo; no tenemos el poder. Yo encuentro maravilloso tener solamente una, digamos, preocupacion en la cabeza: el presupuesto, en Enero. Ayer queria coser por la manana, pero no, en Enero yo me voy a dedicar al presupuesto: dilema resuelto. Creo que es importante establecer un orden: que es lo primero? que me va a facilitar hacer lo segundo. Es un ejercicio interesante. Uno tiene que estar listo, basicamente querer hacerlo, sentarse y ponerlo, literalmente, en papel (blog) y lapiz (teclado). Veo que tienes ideas de lo que quieres hacer, creo que te hace falta sacarle esa nochecita para poner que es lo primero, que puede ser lo segundo. Voy a tratar de documentar mejor mi proyecto y nos vamos ayudando. Ya se esta acabando Enero y tengo casi casi a punto de nieve mis tablas. Tengo un par de cosas para compartir. No tienes que empezar en Enero, puede ser en Marzo, en Junio, puede ser un anio, seis meses. Yo encuentro saludable, y encantador, que calendario nos da la medida de un tiempo en el que hicimos unas cosas, otras no, siento yo que nos da una referencia de lo vivido, un final, un borron y cuenta nueva. Eso. Mas o menos😉 Un libro. Me encanta la idea. Animo. Muchos animos!!!

    Responder
    • 4. azulitoclaro  |  28 enero 2012 a las 07:14

      😉 Ay, Victoria, siempre tan dulce y tan sabia. Y sí, estoy en el proceso de organizar un poco más mi cabeza con los tiempos. Por ahora, dos cosas se van concretando más: Lo de prepararme más para establecer rutinas con mi pequeña, con un nuevo curso de escuela en casa (bueno, algo pequeño, pero que me abre a esa gran comunidad… para emprender y decidir con claridad) y una academia de danza para la pequeña que quizás pueda recibirla en un curso para chiquitos de 3 años en adelante. Iremos pronto, a la primera clase. Veremos cómo nos va.
      (Sigo atenta tus avances).
      Un abrazo,
      A.

      Responder
  • 5. Yarim Gomez  |  27 enero 2012 a las 17:30

    Esta canción es linda, tu post, me la recordó… porque al final, lo que todos queremos es sentirnos bien… ♥

    Feliz año de muchos proyectos

    Responder
    • 6. azulitoclaro  |  28 enero 2012 a las 07:10

      😉
      ¡Qué rico leerte de nuevo por aquí!
      Un abrazo y un muy buen año también para ti.

      Responder
  • 7. Karina  |  30 enero 2012 a las 03:02

    Yo voy haciendo poco a poquito, de hecho creo que tendría de alguna forma poner proyectos por escrito y decirlos en alto porque si no se disuelven y se los lleva el viento.
    Mucho éxito en todo, estoy segura que lo lograrás!
    Un abrazo

    Responder
  • 8. ¡A bailar! « La casita de Irene  |  1 febrero 2012 a las 12:12

    […] un poco más nuestra rutina (de cara a un eventual homeschooling) y con unas ganas enormes de seguir cumpliendo proyectos. Crucemos […]

    Responder
  • […] Uno de los proyectos que fijé para este año es continuar mejorando la alimentación de mi familia, bajo el precepto de comida orgánica, sana y natural. Lo que no sabía entonces -al menos con tanto detalle- es que la recomendación de no comer comida procesada está basada en datos alarmantes sobre lo que comemos y su relación con la salud. No voy a extenderme en detalles al respecto, pero sí recomiendo un texto titulado “Secretos de los alimentos” que me ha dejado de hielo. Aquí, en su lugar, hablaré de la importancia que creo que tiene la “comida real” y el volver a las recetas tradicionales. Creo que con ello, a parte de compartir información que considero relevante, podré recopilar un poco más ordenadamente lo que he ido encontrando por aquí. […]

    Responder
  • […] en enero, en nuestra lista de proyectos: “Quiero adentrarme más en la educación en casa, potenciar los aprendizajes de nuestra […]

    Responder
  • 11. Intimidad « La casita de Irene  |  23 marzo 2012 a las 16:29

    […] terminar marzo admito, con satisfacción (aunque parezca raro), que nuestros proyectos se ajustan a ese fluir natural que invocaba en días pasados como eje central de nuestra vida, al tiempo que se alejan del plan inicial proyectado para este año: van casi 23 días del mes y […]

    Responder
  • 12. ¿Y si dejáramos de contar? « La casita de Irene  |  12 abril 2012 a las 10:19

    […] y un oficio riquísimo. Pero sí dejaremos, cuando menos por un tiempo, de pensar en proyectos (y no olvido los inspirados por Victoria), en fijarlos en el tiempo. De hecho, creo que justamente lo que menos quiero es fijar… por […]

    Responder
  • 13. Los sueños se hacen realidad… « La casita de Irene  |  22 junio 2012 a las 07:49

    […] de una que lo hacía en Bogotá, si alguien lo tiene me lo pasa, please) los dibujos de tus hijos. Este año deseé (proyecté) algunas cosas, un poco con la idea de ponerle orden a los sueños y decretar. Pues bien, no he mirado la lista […]

    Responder
  • 14. Ritmo « La casita de Irene  |  23 agosto 2012 a las 07:32

    […] ciclos femeninos. Nos falta un trecho inmensísimo, pero los resultados han sido invaluables. Esos sueños de comienzos de año (que incluían escribir como la ilusión central) se materializan más cada día. ¡Vale la pena […]

    Responder

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Trackback this post  |  Subscribe to the comments via RSS Feed


De sol a sol

enero 2012
L M X J V S D
« Dic   Feb »
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
3031  

Contenido protegido

NO SE PERMITE USAR NI LAS FOTOS NI LOS VIDEOS DEL BLOG La casita de Irene a no ser con consentimiento expreso y por escrito. Todo el contenido de esta web se encuentra protegido (a no ser que se especifique lo contrario) por una licencia Creative Commons tipo Reconocimiento-No Comercial-Sin Obras Derivadas.

Categorías


A %d blogueros les gusta esto: